Todas las operaciones cuyo activo subyacente sea un contrato Futuro que no haya cerrado antes de llegar a la fecha de su Rollover (Renovación), serán automáticamente prorrogadas por la Compañía hasta la fecha de Rollover (Renovación) del siguiente contrato. Al efectuar dicha renovación, los P/L (Profit/Loss) abiertos de la operación se ajustarán de acuerdo a la diferencia de precio entre los precios del contrato vencido y el nuevo, de manera que se mantenga inalterado* el P/L abierto tras la renovación, el P/L abierto solo incurrirá en una señal de spread. Además, todas las Órdenes de Límites deberán ajustarse al nuevo contrato futuro.